Lousteau quedó al borde de la hazaña y se posicionó como “la segunda fuerza”

Lousteau quedó al borde de la hazaña y se posicionó como “la segunda fuerza”

El candidato de ECO redujo de 20 a 3 puntos la ventaja que le había sacado Rodríguez Larreta en la primera vuelta; evitó nacionalizar la disputa con Pro y valoró su triunfo en nueve de las 15 comunas

Martín Lousteau perdió, pero ganó. El candidato de ECO quedó ayer a menos de cuatro puntos de Horacio Rodríguez Larreta en el ballottage por la jefatura de gobierno de la ciudad. Logró el 48,36 por ciento de los votos frente al 51,64% de su rival de Pro y consagró a su espacio como la segunda fuerza de la ciudad de Buenos Aires.

La distancia con el macrismo fue sensiblemente menor que la que habían vaticinado las encuestas. Lousteau recortó la ventaja de 20 puntos que Rodríguez Larreta le había sacado en la primera vuelta a poco más de tres. Hace dos semanas, el delfín y ahora sucesor de Mauricio Macri había sacado 45,5 puntos y Lousteau, 25,5. El kirchnerista Mariano Recalde quedó afuera del ballottage con casi 22. ECO se convirtió, además, en la segunda minoría de la Legislatura porteña.

“ECO se ha transformado en la segunda fuerza de la ciudad de Buenos Aires”, exclamó Lousteau, eufórico, desde el escenario del Palais Rouge, donde ECO volvió a instalar ayer su búnker. Eran las 20.30 y Larreta ya había hablado desde Costa Salguero. El Palais Rouge estaba colmado de militantes, radicales y socialistas en su mayoría, todos desaforados y dispuestos a festejar… una derrota.

Desde el escenario, Lousteau evitó cualquier lectura nacional. Era de esperar. Acababa de “darle un susto”, como repetían a su alrededor, a Macri, que en tres semanas compartirá las PASO presidenciales de Cambiemos con la UCR y la Coalición Cívica.

En cambio, contó que había llamado a Larreta por teléfono para felicitarlo y se comprometió a “ser una oposición constructiva en la ciudad” y “recuperar el valor de la ética y la honestidad en la administración pública”. “Vamos a seguir haciendo propuestas, planteando prioridades y señalando lo que nos parezca reñido con la ética”, completó, sin correrse de su libreto de campaña.

“Hay que saltar, hay que saltar, este cagazo no se lo olvidan nunca más”, cantaban los militantes. “Adónde están, adónde están, los que decían que nos iban a bajar”, alternaban con evidente tono de revancha por el debate sobre si Lousteau debía bajarse del ballottage, una puja retórica que dominó buena parte de la campaña en los últimos 15 días.

El silencio de Lousteau sobre a quién votará a presidente dentro de tres semanas y en octubre durará varios días más. “Claro que lo va a decir, pero no va a ser hoy. Hoy estamos de festejo. El título de mañana es otro”, razonó ante LA NACION uno de los principales laderos de Lousteau.

En el escenario flanquearon al candidato de ECO su compañero de fórmula, Fernando Sánchez; el legislador electo Roy Cortina, y Graciela Ocaña, su rival en las PASO. También estaba el precandidato a presidente y jefe de la UCR, Ernesto Sanz. No estuvo Elisa Carrió, que curiosamente volvió a alejarse de la capital el día de la elección. Sanz, Carrió y Macri competirán por la candidatura presidencial de Cambiemos el 9 de agosto. En el búnker de Lousteau tampoco estuvo Margarita Stolbizer, la precandidata de Progresistas a quien el referente de ECO no se cansa de elogiar.

 

La Nación

Comentarios

comentarios

Lousteau quedó al borde de la hazaña y se posicionó como “la segunda fuerza” Reviewed by on . Martín Lousteau perdió, pero ganó. El candidato de ECO quedó ayer a menos de cuatro puntos de Horacio Rodríguez Larreta en el ballottage por la jefatura de gobi Martín Lousteau perdió, pero ganó. El candidato de ECO quedó ayer a menos de cuatro puntos de Horacio Rodríguez Larreta en el ballottage por la jefatura de gobi Rating: 0
scroll to top